Cómo montar un gimnasio en casa

¿Comenzaste a hacer pesas en casa durante el confinamiento y te supo a poco? Los siguientes consejos para montar un gimnasio en casa convertirán tu rutina fit en una aún más cercana y cómoda.

Los hábitos del día a día y el deporte

Mantener una vida sana y saludable no solo se consigue con una dieta equilibrada, sino también realizando ejercicio de forma habitual. Durante los últimos meses, seguro que has empezado a coger cierto gustillo al deporte indoor y te has quedado con ganas de más.

Si te has decidido y cuentas con el espacio y las herramientas apropiadas, montar un gimnasio en casa de forma fácil y económica es posible si sigues los siguientes consejos:

Tener claro el espacioConsejo 1

No podemos empezar a construir el gimnasio por el tejado. El primer factor que debes tener en cuenta es el espacio en el que potenciar esta nueva rutina y así comenzar a añadir elementos. Puedes utilizar una habitación de invitados, o si tu salón es lo suficiente grande, reservar un rincón espacioso donde te sientas cómodo.

Incluye una esterillaConsejo 2

La esterilla supone el punto base de cualquier gimnasio casero. Si practicas yoga, meditación o pilates es el complemento ideal para desconectar. Gracias a la esterilla, podemos fortalecer nuestra musculatura y también aislarnos de la frialdad del suelo, especialmente si es de materiales fríos como el mármol. Puedes usar la esterilla como punto de referencia en torno al cual ir incluyendo el resto del equipo.

Introducir máquinas de cardioConsejo 3

Si te gusta el fitness, no puede faltar una máquina de cardio en casa. Entre las opciones encontrarás ciclo indoor, bicis elípticas, bicicletas verticales o cintas de correr. Antes de elegir la mejor máquina, es importante que tengas en cuenta el rendimiento y la funcionalidad, pero también las medidas para integrarlas en tu nuevo gimnasio casero.

Elementos ligeros, portátiles y mancuernasConsejo 4

A la hora de montar un gimnasio en casa debemos ser muy prácticos. En ocasiones puede que no haya espacio para ciertas máquinas o elementos de mayor volumen, por lo que podemos optar por aquellos complementos que podamos almacenar después. Si las flexiones son lo tuyo, existen accesorios como agarraderas de suelo que puedes colocar en cualquier momento. Para otras actividades de tu rutina fitness te recomendamos una comba para entrenamiento de saltos, o bandas elásticas para potenciar tu tonificación muscular.

Otro must que no puede faltar en tu gimnasio en casa son las mancuernas. Puedes encontrar unidades entre 1 kg y 20 kg y en diferentes materiales. Nosotros recomendamos optar por el neopreno, ya que evitarás rayar el suelo y generalmente son equipos menos ruidosos que otros como las mancuernas de plástico o de fundición. Como alternativa, siempre puedes subir y bajar escaleras antes de volver a tu gimnasio casero. ¡La creatividad al servicio de los nuevos deportistas! Descubre los mejores accesorios para montar tu gimnasio en casa con Lidl.

El poder de una barra de dominadasConsejo 5

La barra de dominadas es todo un clásico en cualquier gimnasio y, durante los últimos años, en todo hogar donde se practica deporte. El factor imprescindible a la hora de instalar este accesorio consiste en elegir bien el lugar donde colocarlo, por ejemplo, en una puerta, una pared o ese rincón muerto del salón. Además de ocupar poco espacio y ser un pilar importante de la rutina de deporte, puedes encontrar diversos modelos compactos y ergonómicos.

Tu gimnasio en casa con Lidl

Encuentra en nuestra sección de deporte todo lo que necesitas para practicar deporte en casa: desde ropa deportiva hasta accesorios y máquinas.

Descubre los mejores accesorios deportivos en la sección de deporte de Lidl